Mallorca esconde muchos tesoros en su interior, la mayoría en el casco antiguo de Palma de Mallorca

Mallorca esconde muchos tesoros en su interior, la mayoría de ellos se encuentran entre las muchas callejuelas del casco antiguo de Palma de Mallorca. Calles estrechas y pequeñas llenas de edificios y monumentos históricos de la ciudad.

El casco antiguo de Palma de Mallorca es ideal para caminar y dejarse llevar por lo que te rodea. Perfecta oportunidad para perderse por sus infinidades de caminos y admirar todas las maravillas que contiene. Descubrirás edificaciones únicas, museos de la época y monumentos emblemáticos de la ciudad. 

Además, por los alrededores del casco antiguo de Palma de Mallorca encontrarás infinidad de planes que hacer. Complementar tus paseos con compras en tiendas exclusivas o disfrutar de la gastronomía de la isla en bares o restaurantes de la zona.

A continuación, realizaremos un paseo virtual por algunos de los atractivos y edificaciones importantes que aguarda el casco antiguo de Palma de Mallorca.

La Seu

Empezamos el paseo con La Seu, la Catedral de Palma de Mallorca, es el atractivo más importante y más imponente que encontrarás en el interior del casco antiguo de Mallorca. Se ha convertido, merecidamente por su belleza, en icono e imagen de la isla de Mallorca.

La Seu, es una catedral edificada entre los siglos XIV y XVI. Se trata de una construcción de estilo gótico, pero en sus interiores albergan obras de arte de diferentes épocas, desde el gótico hasta el contemporáneo. La Seu es un edificio de grandes dimensiones, 44 metros de altura, casi 110 metros de largo y un ancho de 33 metros. 

En su interior no te podrás perder las reformas realizadas por el artista Antoni Gaudi o las obras de arte que nos dejó el gran pintor Miquel Barcelo dentro de la Capilla del Santísimo. Otro de los atractivos que esconde La Seu en su interior y que se puede observar desde fuera es el precioso rosetón. Un rosetón de unos increíbles 13 metros de diámetro, que lo convierten en el más grande del mundo, entre las catedrales góticas.

Sin duda alguna es una visita que no os podéis perder. Te recomendamos que acudas a La Seu a través de una visita guiada. No te perderás ningún detalle de la catedral y descubrirás muchas anécdotas que harán de tu paseo por el casco antiguo de Palma de Mallorca una experiencia cultural inolvidable.

El Palacio Real de la Almudaina

Siguiendo el paseo virtual, frente a La Seu, nos encontramos con otro monumento emblemático del casco antiguo de Palma de Mallorca, el Palacio Real de la Almudaina. Es una fortaleza que simboliza la reconquista del reino frente a los árabes, reconstruida a principios del siglo XIV por el rey Jaume II.

A día de hoy, el Palacio Real de la Almudaina es la residencia oficial de la corona real en Mallorca y a su vez es un museo que se puede visitar siempre que no haya ningún acto oficial. El precio del museo del Palacio Real de la Almudaina oscila entre los 2 y 7 euros y es gratuito para los más pequeños de la familia, siempre que sean menores de 5 años.

Aunque si no dispones del tiempo necesario o por infortunios tus vacaciones en Mallorca coinciden con actos oficiales no dudes en seguir disfrutando de sus alrededores, del casco antiguo de Palma de Mallorca.

Baños Árabes Palma

Otra obra de arte que nos encontramos durante nuestro paseo por el centro histórico son los Baños Árabes de Palma de Mallorca. Uno de los atractivos más bonitos, ubicados en el corazón del casco antiguo de Palma de Mallorca, en los jardines de Can Fontirroig. Los Baños Árabes Palma de Mallorca son una de las pocas obras islámicas que se conservan en la capital.

La edificación islámica fue construida sobre lechos románicos entre los siglos X y XII. Se accede a los Baños Árabes de Palma de Mallorca por una entrada característica de la cultura árabe en forma de arco de herradura. Una vez en su interior podrás acceder a la sala central que se utilizaba para los baños calientes, una sala anexa rectangular y una bóveda de medio punto. Lo que más destaca son los tejados, columnas, arcos y capiteles en los que se muestra el estilo tan característico de las edificaciones árabes.

Para finalizar la visita en los Baños Árabes de Palma de Mallorca te encontrarás con el patio donde se encuentra el ya mencionado jardín, una belleza singular.

La Lonja Palma de Mallorca

Para ir acabando el paseo virtual por el casco antiguo de Palma de Mallorca nos encontramos con la Lonja Palma de Mallorca. Un edificio de estilo gótico civil donde destacan en su interior las imponentes columnas y bóvedas de crucería.

La Lonja de Palma de Mallorca se edificó en el año 1420, orden del rey Jaime I. En aquella época, el comercio y la ciudad estaban en plena ebullición. La Lonja de Palma de Mallorca sirvió para que los mercaderes se reúnan en un lugar y facilitando así los negocios y tratos comerciales.

Hoy en día, la Lonja de Palma de Mallorca suele realizar exposiciones esporádicas o algún evento. Merece la pena visitar el edificio y además siempre puedes compaginar la visita con un buen café en alguna de las muchas cafeterías que hay por el alrededor con vistas al mar.

Puro Palma

Muy cerca de estos atractivos y dentro del casco antiguo de Palma de Mallorca nos encontrarás a nosotros, Puro Palma, un auténtico oasis del bienestar en el centro histórico de la ciudad. Somos un acogedor hotel urbano en el casco antiguo de Palma, recién reformado y con un estilo contemporáneo y moderno.

En el interior de Puro Palma contamos con uno de los mejores restaurantes en Palma, el Beatnik, un restaurante con una fusión gastronómica de alta calidad. Además en lo más alto del hotel Puro Palma encontrarás el rooftop, con las mejores vistas al casco antiguo de Palma de Mallorca y una oportunidad genial para disfrutar del atardecer.